• The Heritage Network
    • Ampliar:
    • A
    • A
    • A
  • Donar
  • Estándares Centrales Comunes: El caos

    Escuela

    ¿Le parecen distintas últimamente las tareas de su hijo o hija?

    Quizás algo como esto le haya sucedido a Ud. o a alguien que conozca:

    Heather Crossin, una madre de cuatro hijos de Indianápolis… le preguntó al director de la escuela por qué las tareas de matemáticas de su hija Lucy, de ocho años, se centraban de repente en conceptos abstractos, incluso en hacer dibujos para resolver problemas, en lugar de en practicar fórmulas matemáticas.

    La razón es que la administración Obama ha incentivado a los estados para que acepten los estándares educativos nacionales (denominados Estándares Centrales Comunes) con miles de millones de dólares en becas y dispensas federales de las onerosas disposiciones de la Ley Que Ningún Niño Se Quede Atrás (NCLB). En un nuevo informe, Alicia Cohn profundiza en lo que sucede cuando un estado cuestiona los Estándares Centrales Comunes.

    En pocas palabas: el caos.

    Cohn visitó Indiana, que “ha hecho una pausa” en la implantación de los Estándares Centrales Comunes para reevaluar si éstos son adecuados o no para los estudiantes. Y descubrió que algunos miembros del gobierno estatal estaban descontentos con el nivel de análisis que recibieron los estándares antes de empezar a ponerlos en marcha.

    “En realidad, pienso en los 150 legisladores que se encontraban en el edificio, probablemente no había más que un puñado que hubiese escuchado hablar alguna vez de los Estándares Centrales Comunes y sin embargo los adoptamos como los estándares del estado de Indiana”, recordaba el senador estatal republicano Scott Schneider.

    Hacer una pausa, aunque sea importante para que Indiana evalúe su siguiente paso, significa que los profesores y estudiantes se quedan en el limbo respecto a qué plan de estudios se supone que están enseñando y aprendiendo y sobre cómo se harán los exámenes.

    Una pausa no es suficiente, comenta Lindsey Burke, analista de Educación de la Fundación Heritage adscrita a la donación Will Skillman: “Si los estados quieren asegurarse de que controlan sus propios sistemas educativos, solamente lo lograrán con el abandono total de los Estándares Centrales Comunes nacionales y sus exámenes”.

    ¿Por qué? Burke explica que:

    Los estados que han acordado adoptar los Estándares Centrales Comunes han cedido en el contenido que se enseña en las escuelas locales ante organizaciones nacionales y los burócratas de Washington. Han entregado la propiedad de los estándares y los exámenes que se utilizan  (la columna vertebral del plan de estudios) a grupos nacionales que, hasta donde sabemos, no tienen ningún plan futuro para el mantenimiento y la actualización de los estándares.

    Aunque la administración Obama pregona que los Estándares Centrales Comunes están haciendo que los estudiantes estén “preparados para la universidad y sus carreras profesionales”, un profesor de Stanford ha descrito los estándares como adecuados con el objetivo de preparar a los estudiantes para “universidades de comunidades no selectivas”. Mientras tanto, un buen número  de estados parece pensar que sólo con cambiar el nombre de los estándares se apaciguará a los críticos.

    Pero los efectos de los Estándares Centrales Comunes son profundos, indica Burke, y son lo contrario a “lo que la educación K-12 de Estados Unidos necesita tan desesperadamente en este momento: opciones y competitividad”.

     

    La versión en inglés de este artículo está en Heritage.org. 

     

    Posted in Actualidad, Adminstración Obama, Análisis, Congreso, Educación, Estudios, Gobierno de Estados Unidos, Opinión, Sindicatos, Sociedad civil